Lutero en familia

Por Harold Segura, Colombia y Costa Rica

  • Me interesa mucho indagar sobre el Martin Lutero esposo y padre (también acerca de sus años como niño). 
  • Hoy volví a leer esta carta que le envió a su hijo Juanito. La escribió 13 años después de las famosas 95 tesis. La carta expone el rostro aún oculto del Lutero de 1517. Ahora escribe siendo una persona casada y padre de 3 hijas y 3 hijos, además de 5 hijos adoptivos.
  • "Cómo enternecen los hijos el corazón de un hombre", declaró en una de sus cartas. Bueno, aquí la carta completa a Juanito:
"A mi querido hijo Juanito Luther en Wittenberg.

Gracia y paz en Cristo, mi queridísimo hijo. Veo con agrado que estudias mucho y rezas fervorosamente. Sigue así, hijo mío. Cuando regrese a casa te llevaré un bonito regalo de la feria. Conozco un jardín encantador, bello y delicioso; por él corretean muchos niños con vestiditos dorados, recogen hermosas manzanas, peras, cerezas, ciruelas amarillas y verdes de debajo de los árboles, cantan, saltan y están alegres. Tienen también unos caballos pequeños muy lindos, con riendas Luther, ¿no podría acudir también a este jardín, gustar esas manzanas hermosas y esas peras, montar esos lindos caballitos y jugar con estos niños?». Entonces me respondió el hombre: «Si reza con diligencia, si estudia y es bueno también podrá venir al jardín, y lo mismo Lipo y Jost. Y si vienen todos juntitos, tendrán además pitos, bombos, laúdes y toda clase de instrumentos; y podrán danzar y disparar con arcos pequeñitos». Y me enseñó una pradera muy deliciosa que había allí en el jardín preparada para danzar, y allí colgaban pífanos de oro, tambores y hermosos arcos de plata. Pero era aún temprano, los niños no habían comido todavía, y por eso no pude esperar al comienzo de la danza, y dije a aquel hombre: «Buen hombre, voy corriendo a escribir todo esto a mi querido hijo Juanito para que se aplique al estudio, rece con fervor y sea bueno, y así podrá venir también a este jardín; pero tiene una tía que se llama Lehne, a la que tiene que traer consigo». Y entonces dijo el hombre: « Muy bien, sea así; vete y escríbeselo».

Por tanto, querido hijo Juanito, estudia y reza con alegría, y diles esto a Lipo y a Jost, para que también ellos estudien y recen, y así podréis venir todos al jardín.

Desde aquí te encomiendo a Dios. Saluda a tía Lehne y dale un beso de mi parte. Tu padre que te quiere".

Martinus Luther.
Sobre el autor:
El pastor y teólogo Harold Segura es colombiano, radicado en Costa Rica. Director de Relaciones Eclesiásticas de World Vision International y autor de varios libros. Anteriormente fue Rector del Seminario Teológico Bautista Internacional de Colombia.



COMENTARIOS:



 
El Blog de Bernabé © 2018 | Diseñado por Chica Blogger | Volver arriba